9 tipos de láminas para techos y cuál elegir

Hoy en día existen una gran variedad de tipos de láminas para techos, cada una hecha de materiales que se pueden ajustar a la necesidad de cada situación y presupuesto. Aquí te diré cuáles son los 9 tipos más utilizados.  

Tipos de láminas para techos: ¿cuál elegir? 

La elección del tipo de lámina para techos depende de varios factores, incluyendo el presupuesto, el clima, el propósito y el aspecto estético deseado. Aquí hay algunas consideraciones clave que debes tener en cuenta:

  • Material: Cada material tiene sus propias características en términos de resistencia a la intemperie, durabilidad y costo.
  • Resistencia a la intemperie: Las láminas deben ser capaces de soportar la exposición continua a la intemperie sin deteriorarse rápidamente.
  • Pendiente del techo: Algunos materiales son más adecuados para techos con pendientes pronunciadas, mientras que otros son aptos para techos planos o con una pendiente mínima.
  • Aislamiento térmico y acústico: Puedes considerar láminas con propiedades de aislamiento térmico y acústico para mejorar la eficiencia energética y reducir el ruido exterior.
  • Peso: Algunos materiales son más ligeros que otros y pueden ser más adecuados para ciertas estructuras.
  • Estilo y apariencia: Las láminas vienen en una variedad de colores y estilos.
  • Facilidad de instalación: Existen sistemas de techos más fáciles de instalar que otros, lo que puede afectar el costo y el tiempo de mano de obra requerido.
  • Costo: El presupuesto es un factor importante en cualquier proyecto de construcción.
  • Mantenimiento: Algunos materiales requieren más mantenimiento que otros.
  • Garantía del fabricante: Revisa las garantías ofrecidas por el fabricante para asegurarte de que estás cubierto en caso de defectos de fabricación o problemas relacionados con el material.

1. Láminas de Acero

Hay una gran variedad de láminas de acero, sin embargo, siempre debes considerar el diseño, funcionalidad, versatilidad y demás factores. 

Un buen ejemplo de variedad y versatilidad es la lámina de acero metal deck, una plancha de acero estructural galvanizada, capaz de soportar el vaciado de concreto para posteriormente sostener cargas sobre impuestas.

La ventaja del metal deck es que tiene gran resistencia y seguridad, se adapta a todo tipo de estructuras, tanto metálicas como de concreto, además puedes reducir el consumo de concreto por metro cuadrado.

2. Láminas de Policarbonato

El policarbonato es un tipo de plástico que se caracteriza por su excelente resistencia al impacto, su alta resistencia al calor y su transparencia.

Es un buen sustituto al vidrio debido a su resistencia al quiebre y su ligereza, gracias a que están hechas con una resina termoplástica, que les brinda resistencia y una enorme capacidad traslúcida. 

Las láminas de policarbonato están disponibles en una variedad de grosores y tamaños, y pueden tener diferentes acabados, como transparentes, opacas o con protección UV para resistir el deterioro causado por la exposición al sol.

3. Láminas tipo Teja

Este tipo de láminas conservan el aspecto estético de las tejas tradicionales, pero ofrecen varias ventajas, como ser más livianas, duraderas, resistentes a la intemperie y fáciles de instalar. 

Estas láminas acanaladas son capaces de soportar condiciones climáticas adversas, como la lluvia, el viento y la exposición al sol, sin sufrir daños significativos.

Son muy utilizadas en techos en una variedad de edificaciones, incluyendo viviendas, almacenes, garajes y estructuras comerciales. Se puede adquirir en una gran variedad de materiales, tales como el acero, el PVC o el polietileno.

4. Lámina Galvateja

La lámina galvateja se recubre con una capa de zinc para proteger el metal de la corrosión, y están fabricadas principalmente de acero galvanizado, que es acero cubierto con una capa de zinc para evitar que se oxide cuando está expuesto a la humedad y otros elementos atmosféricos.

Las láminas de zinc galvanizadas son paneles de acero laminado en frío, de calidad total duro, galvanizadas por inmersión en caliente donde obtienen un recubrimiento de zinc que evita su oxidación, prolongando su vida útil.

Las láminas galvatejas se utilizan comúnmente en la construcción de techos en una variedad de estructuras, como viviendas, almacenes, edificios comerciales y agrícolas. También se emplean en revestimientos de paredes para proporcionar protección y un acabado estético a las estructuras.

5. Lámina Plastiteja

Plastiteja es un tipo de lámina hecha de plástico y de polietileno de baja densidad, importante para que pueda mantener su forma y apariencia estética durante mucho tiempo, lo que lo hace un tipo de material cada vez más utilizado.

Es considerado un aislante térmico y acústico muy efectivo, también repele los rayos ultravioleta, se adapta bien a cualquier tipo de clima y es un producto amigable para el medio ambiente.

Hay mucha demanda de la plastiteja en construcciones como techar patios, balcones, terrazas, incluso interiores de casas, bastante accesible si tienes un presupuesto bajo.

6. Láminas de PVC

Las láminas de PVC son láminas fabricadas a partir de policloruro de vinilo, un tipo de plástico que es conocido por su versatilidad y durabilidad, muy usadas en techos de interiores de casas, escuelas, plantas industriales, gimnasios, auditorios, centros comerciales, granjas, invernaderos, entre otros.

El PVC es un material termoplástico que se puede moldear fácilmente cuando se calienta y se endurece cuando se enfría, lo que lo convierte en un material ideal para diversas aplicaciones, incluyendo láminas y paneles.

Este tipo de material es ampliamente utilizado para techos de interiores y de exteriores gracias a su capacidad térmica, acústica, ecológica y, sobre todo, a su gran resistencia, tanto a la corrosión, como a esfuerzos de todo tipo.

7. Láminas Acrílicas 

Si hablamos de materiales que resaltan la luz natural en espacios donde la calidad de iluminación es esencial, sin duda las láminas acrílicas son una excelente opción de construcción.

Las láminas acrílicas, también conocidas como láminas de metacrilato o paneles de plástico acrílico, están fabricadas a partir de polimetilmetacrilato (PMMA), un tipo de plástico transparente y resistente. 

El acrílico es conocido por su claridad óptica, resistencia a los impactos y durabilidad, lo que lo convierte en un material popular en una variedad de aplicaciones. La vida útil varía de acuerdo al material base:

  • Polilit: mínimo 3 años
  • Poliacryl: mínimo 5 años
  • Acrylit: mínimo 10 años

8. Metal Deck 

Las láminas de metal deck o Steel deck son un tipo de material de construcción utilizado para crear entrepisos y cubiertas en edificaciones. Están hechas de acero galvanizado y tienen forma de perfil acanalado que se asemeja a una losa. 

Es muy usada en construcciones modernas gracias a que están diseñadas para ser fuertes y resistentes, lo que los hace ideales para soportar cargas pesadas en estructuras de construcción.

Los edificios de gran altura, instalaciones industriales, casas, entre otras construcciones, son hechas de metal deck porque este material deja abierta la posibilidad de realizar trabajos de ampliación. 

Preguntas Frecuentes sobre tipos de láminas para techos

¿Cuál es la diferencia entre las láminas de acero galvanizado y las de aluminio en términos de durabilidad y resistencia a la corrosión?

Las láminas de acero galvanizado están recubiertas con una capa de zinc para protegerlas contra la corrosión. Son duraderas y resistentes, pero pueden corroerse con el tiempo en condiciones extremas. Por otro lado, las láminas de aluminio son naturalmente resistentes a la corrosión debido a la formación de una capa de óxido que protege la superficie del metal. Son más livianas que las de acero galvanizado y mantienen su resistencia incluso en entornos húmedos o salinos.

¿Cuánto tiempo suelen durar las láminas para techos antes de necesitar ser reemplazadas?

En general, las láminas de acero galvanizado tienen una vida útil de 20 a 30 años, mientras que las láminas de aluminio pueden durar hasta 50 años debido a su resistencia a la corrosión. Las láminas de policarbonato, comúnmente utilizadas en techos transparentes, suelen durar entre 10 y 20 años. Sin embargo, estos números pueden cambiar debido a factores como el mantenimiento regular, la exposición a condiciones climáticas extremas y la calidad del material.

¿Cuál es la diferencia entre las láminas corrugadas y las trapezoidales en términos de instalación y resistencia estructural?

Las láminas corrugadas y trapezoidales se diferencian en su perfil y estructura. Las láminas corrugadas tienen un patrón ondulado que proporciona rigidez y resistencia a la flexión, lo que las hace adecuadas para cubiertas y revestimientos de paredes. Son fáciles de instalar debido a su flexibilidad y se adaptan bien a superficies irregulares. Por otro lado, las láminas trapezoidales tienen un perfil en forma de trapecio, lo que les confiere mayor resistencia estructural y capacidad de carga. Son ideales para aplicaciones que requieren mayor soporte y son comunes en estructuras industriales y comerciales.

¡Comparte!
Tabla de contenidos